Como cada primer viernes de agosto se celebra el Día Internacional de la Cerveza, una bebida mediterránea, que es consumida por el 81% de los españoles, sin diferencias de género, geografía o clases sociales. La popularidad de esta bebida milenaria se traduce hoy en una oferta muy diversa, con estilos y variedades para todas y para todos: lagers, lagers sin filtrar, IPAs, 0.0… ¿Con cuál prefieres celebrar el Día Internacional de la Cerveza 2021?

 ¿Una lager?

La Lager es probablemente el tipo de cerveza más extendida del mundo, y si hay una lager internacional por excelencia esa es Heineken®. Consumida en 192 países, Heineken® demuestra que calidad y sabor refrescante van de la mano. Su receta con Pura Malta utiliza únicamente malta de cebada seleccionada bajo exclusivos estándares de calidad. Solo si la malta es pura puede interactuar con la exclusiva Levadura-A® de Heineken®, la responsable de sus notas afrutadas que le otorgan su sabor característico, equilibrado y refrescante.

Pero no solo de lagers internacionales vive el aficionado a la cerveza. También existen cervezas locales ‘con mucho acento’ y llenas de poderío como Cruzcampo Especial. Una cerveza que manosea las raíces de Cruzcampo para evolucionar incorporando malta caramelo para conseguir una cerveza más equilibrada, que combina suave amargor y sabor intenso, manteniendo todo el carácter de Cruzcampo. Este verano, además, con una presentación de edición limitada que hace un recorrido rico y diverso por palabras con mucho acento, como ‘coraje’, ‘duende’ o ‘reliarse’, interpretadas por ilustradores andaluces.

Y entre las lagers locales también destaca El Águila 1900. Una cerveza icónica que ha vuelto con fuerza que invita al consumidor a “saborear su libertad”, con una cerveza para disfrutar de la autenticidad y de la imperfección. El Águila 1900 es una lager especial muy equilibrada, que combina la intensidad de la malta caramelizada con la frescura de una mezcla de lúpulos, a la que se añade una nueva variedad, Lemondrop®. Es una cerveza de color dorado brillante y espuma blanca consistente gracias a su perfecta combinación de maltas. Al beberla se perciben aromas frescos con un toque cítrico aportados por sus lúpulos cuidadosamente seleccionados.

Si lo que buscas es una propuesta diferente que se salga de lo habitual, El Águila Sin filtrar es una lager especial que se diferencia de las demás por su ritual para disfrutarla. Es una cerveza que no está filtrada y mantiene gran parte de su levadura como recién salida del tanque de fermentación. Lo que unido a su malta caramelizada y mezcla de lúpulos, la dotan de intensidad de sabor. La clave está en darle la vuelta a la botella antes de saborearla, que no agitarla, para despertar su levadura en suspensión y así su sabor. Una receta tan disruptiva como tradicional y fácil de beber para darle la vuelta a este Día Internacional de la Cerveza.

¿Una IPA?

En los últimos años, las cervezas India Pale Ale se han consolidado como uno de los tipos de cerveza más en auge. En el mercado podemos encontrar una gran variedad de IPA, pero solo una Andalusian IPA, la de Cruzcampo. Una cerveza única de inspiración artesana a la que los maestros cerveceros de Cruzcampo añadieron aires del sur, con aromas de frutos cítricos tan característicos de Andalucía que combinan con lúpulos americanos, dando lugar a una IPA ‘con mucho duende’. Una muestra de innovación y respeto a las raíces de esta marca con 117 años de maestría cervecera.

 

¿Una 0,0?

Si hablamos de sabor y 0,0, Amstel Oro 0’0 es una cerveza con cuatro tipos de maltas tostadas gracias a un tostado especial en tres tiempos: secado, tostación y golpe de fuego. Es así como los paladares pueden reconocer las notas de chocolate moka o café que se desprenden desde el primer sorbo. ¿Y qué hay de su aroma? Amstel Oro 0’0 se caracteriza por ese intenso aroma marcado por el malteado, logrando también unos colores cobrizos dorados que recuerdan a la tierra y te llevan a sentir ese carácter de la madera más noble.

¿Una cider?

Para aquellos que no les gusta la cerveza o que simplemente les gusta variar, existe otra bebida fermentada. Se trata de la cider, como Ladrón de Manzanas una bebida con un toque de gas que combina 7 tipos de manzanas dulces y ácidas. Así se consigue un sabor naturalmente refrescante, muy fácil de beber. Se sirve con hielo y una rodaja de limón, no se escancia y ofrece una amplia variedad de sabores. Su bajo contenido alcohólico (4.5%) y su punto justo de dulzor hacen que Ladrón de Manzanas se convierta en la bebida perfecta para cualquier ocasión.